>
Exposiciones

El Museo de Bellas Artes rescata el legado del Maestro de Perea

La exhibición temporal del pintor anónimo activo en Valencia a fines del siglo XV y principios del XVI muestra piezas de coleccionistas privados y otras adquiridas por la Generalitat

El Museo de Bellas Artes rescata el legado del Maestro de Perea en Valencia
Valencia
Lugar. Museo de Bellas Artes de Valencia
Fecha. Desde el 17 de noviembre de 2020
al 21 de enero de 2021

Hora. martes a domingo - 10:00 -20:00
Precio. Gratuito €

El Museo de Bellas Artes de Valencia acoge desde la exposición 'El Maestro de Perea, un primitivo valenciano', que muestra la obra de este pintor ubicado en la transición de la pintura gótica al inicio del Renacimiento, entre finales del siglo XV y principios del XVI.

La reciente restauración e incorporación a los fondos del Museo de Bellas Artes de la 'Virgen del Gremio de Molineros de València' ha propiciado esta exposición del Maestro de Perea, para resaltar a uno de los creadores más interesantes entre los primitivos valencianos, según valora la Conselleria de Cultura.

La exposición, que ha sido presentada por la directora general de Cultura y Patrimonio, Carmen Amoraga, y el director del Museo de Bellas Artes de València, Pablo González Tornel, nace con el fin de mostrar por primera vez una muestra monográfica de este artista, porque hay todavía mucho por investigar en la pintura valenciana de la baja edad media y en el modo en el que los artistas valencianos asimilaron las novedades del Renacimiento italiano.

En la exposición se exhibe una docena de cuadros de este autor, en cuya selección ha colaborado el historiador de arte José Gómez Frechina, con fondos propios del Museo y con obras de colecciones particulares que permitirán a la crítica y al público en general ampliar y enriquecer sus conocimientos sobre este pintor.

Sus características peculiares y reiteradas son la tendencia al realismo con cierto gusto por el detalle, materializado en los ampulosos y ricos brocados que visten algunas santas figuras y otros personajes bíblicos, y también que en las figuras humanas deja ver la oreja entre los cabellos.

Al artista se le conoce por este nombre porque pintó el 'Retablo de los Tres Reyes' del convento de Santo Domingo de València, cuyo patrocinio concertó Pedro de Perea, trinchante mayor -empleado de palacio que trinchaba, servía la copa y hacía la salva de la comida- del rey Fernando el Católico.

Este retablo, el de los Tres Reyes, ha sido intervenido en diversas fases por los técnicos del IVCR+i y, en la actualidad, toda la policromía está ya restaurada, además de estar reconstruida tanto la mazonería como el soporte.

Envíanos tu evento